...

Dos consultores de seguridad van a anunciar en la conferencia Black Hat en EEUU un método para robar información de una computadora utilizando la corriente eléctrica.

El método se basa en que cuando uno usa el teclado las señales eléctricas viajan por el cable y se filtran por la descarga a tierra a la fuente de poder de la computadora y posteriormente al circuito de la casa.

Contruyendo un aparato (que puede estar hasta 15 metros de distancia) por unos $500 dólares se puede decodificar la señal eléctrica y convertirla de nuevo en caracteres para poder así obtener lo que se está escribiendo, incluyendo obviamente, contraseñas y otros datos que abren la puerta a más hackeos.

La pregunta planteada es que si un equipo, si bien con ciertos costos (los $500) se puede consetruir en dos semanas con elementos comunes, qué podría pasar si empresas se dedican a espiar utilizando métodos similares ya que $500 dólares no es mucho si se quieren robar información valiosa. Para pensar.